Breaking News
Home / EXPERIENCIAS ERASMUS+ / EXPERIENCIA EN HUNGRÍA

EXPERIENCIA EN HUNGRÍA

Os presentamos la experiencia de un grupo de jóvenes que han participado en un Intercambio Juvenil en Hungríadsc_5124

En un primer momento resultó extraño porque no nos conocíamos entre nosotros. Vimos un montón de grupos de gente desconocida con la que no nos aventurábamos a hablar, pero durante el viaje en el autobús empezamos a conocer a los que serían nuestros compañeros durante el resto de los días.

Cuando llegamos lo primero que hicimos fue escoger cuarto. Todos se mezclaron entre sí y salimos a tener una reunión. En este encuentro tuvimos la ocasión de finalmente conocernos y vivimos la primera de muchas otras sorpresas.

Volvimos a la habitación y dormimos hasta el día siguiente. Fue entonces cuando comenzaron infinidad de actividades que nos permitirían conocernos mutuamente. Los primeros esfuerzos se dedicaban principalmente a que aprendiésemos los nombres de nuestros compañeros, lo cual en un comienzo no era lo que se viene a decir sencillo.

La verdadera sorpresa llegaba a la hora del almuerzo: todos los españoles esperábamos… ¡¡carne!! Sin embargo, gracias a la compañía de nuestros colegas la comida vegetariana (que de por sí estaba bastante buena) se hizo mucho más amena. La hora de la comida era la excusa perfecta para socializar y afianzar los lazos. A esos momentos se unían las cenas y las veladas nocturnas, donde hacíamos juegos y terminábamos algunas de las manualidades que habíamos dejado durante el día, porque aunque las actividades eran muy entretenidas, no solía dar tiempo a acabarlas.

Las actividades resultaron muy útiles porque estaban relacionadas con un tema tan actual como el reciclaje. Aprendimos a dar una segunda vida a materiales que normalmente tiraríamos en nuestro día a día y además aprendimos a ser capaces de crear cosas nosotros mismos, con nuestras propias manos. Vimos como nuestra creatividad creció a lo largo de los días y como nos íbamos abriendo cada día más, creando una gran armonía entre todos nosotros, porque en más de una ocasión trabajamos todos juntos en una misma mesa.

Sin duda la última sorpresa fue la más fue la más impactante para todos. Elementos como la nostalgia, el cariño, la confianza, el vino, la voz de nuestra compañera y el cálido sonido de la guitarra hicieron que se crease un momento mágico que nunca olvidaremos.

Con esta experiencia nos llevamos no solo un montón de nuevos amigos (y sus casas), sino que también hemos abierto nuestras mentes y expandido nuestros horizontes. Hemos descubierto que, más allá de nuestras culturas particulares, las personas que hay detrás de esta fachada poseen todas una misma necesidad, la de comunicarse las unas con las otras. Compartimos inquietudes, sueños y esperanzas y eso es algo que hemos descubierto con este intercambio y que jamás podremos olvidar.

Y tu… ¿Cuándo?
Si quieres saber más de esta y otras acciones del programa Eramus Plus puedes visitarnos en el Área o escribirnos a info@intercambia.org.

Next Prev
dsc_5046
dsc_5013
img-20161108-wa0052
img-20161108-wa0044
img-20161108-wa0051
Next Prev

 

Compartir

    Deja un comentario